El cacao de “fino aroma” debería llevar denominación de origen, Ecuador PDF Imprimir
Valoración de los usuarios: / 54
PobreEl mejor 

Chocolate[1].pngQuito, 30 de diciembre de 2008. Si los toltecas, aztecas y mayas en México y Centroamérica mucho antes del 1500 ya consumían chocolate, ahora es un producto de consumo mundial altamente apreciado. En Ecuador se produce una variedad de cacao, el “de arriba” o “cacao fino y de aroma” o “nacional” que es altamente apreciado en el mercado mundial. Al cierre del 2008 el Ecuador ha exportado 110.00 toneladas métricas, es decir 290 millones de dólares. El 2008 ha sido de alza de precios internacionales del grano, pero en diciembre ya se registra un descenso que fatalmente parece se ahondará, acompañando la crisis mundial. ¿Hasta qué porcentaje el chocolate como consumo suntuario pueden dejarlo para mejores días los americanos, alemanes, italianos, japoneses y holandeses?  La promoción de exportación del cacao ecuatoriano de “arriba” como producto natural único para el uso alimenticio, cosmético y farmacéutico puede usar signos distintivos como indicaciones geográficas y denominaciones de origen. Dos ganancias: promover y a la vez proteger este producto derivado de la alta biodiversidad nativa del Ecuador.

El cacao –según las hipótesis existentes- es originario de los trópicos húmedos de América del Sur más precisamente en el Noroeste de América del Sur, en la zona alta amazónica. La variedad “nacional” es sin duda nativa del Ecuador y parece provenir de los declives orientales de la cordillera del los Andes, en la Hoya Amazónica, Se ha sugerido también que la semilla de esta planta fue llevada a través los caminos del Imperio Inca y sembrada en la costa occidental. Otra posibilidad es que el cacao haya crecido naturalmente en la zona actual de cultivo y que al aislarse de la Hoya Amazónica, por el plegamiento de los Andes, las características ecológicas al Oeste de la Cordillera imprimieron al cacao “Nacional” las particulares cualidades de “fino aroma” que hoy tiene.
En todo caso, en Ecuador, en la segunda mitad del siglo XVI, fue tan rentable el negocio del cacao, que familias emprendedoras guayaquileñas se lanzaron a cultivarlo, El producto, debido a las prohibiciones de las Cédulas Reales españolas, era comercializado clandestinamente desde Guayaquil, transitando por Acapulco, Sonsonate en Nicaragua, Ajacutla y Amapala en Guatemala y más tarde por Acapulco desde el Callao. Finalmente, en 1789, el Rey Carlos IV permitió el cultivo y exportación de cacao desde la costa ecuatoriana lo que hizo aumentar drásticamente su cultivo.
El nombre “arriba” en el mercado internacional, como denominación de origen, viene de la existencia en 1600 de plantaciones de cacao a orillas del río Guayas que se expandieron aguas arriba de sus afluentes, el Daule y el Babahoyo. La variedad que da origen a este cacao se denomina “nacional” y botánicamente pertenece a los denominados forasteros amazónicos Este cacao sed lo reconoce mundialmente por su aroma. El cacao fue antes del banano de los años 50 y por supuesto del petróleo desde los años 70, una fuente principal de financiamiento público. En los años de lucha por la independencia (1800-1822), significaba entre el 40 al 60% de las exportaciones del Ecuador y hasta el 68% de los impuestos del Estado. Pero la gran expansión se produce entre 1820 y 1920: de 5.000 toneladas métricas se pasa a más de 40.000 (unos 880.00 quintales) producidas en grandes haciendas o latifundios denominados, los Grandes Cacaos. Las áreas preferidas “de arriba”  fueron Vinces, Babahoyo, Palenque, Baba, Pueblo Viejo, Catarama y Ventanas, en la actual provincia de Los Ríos; hacia el sur de la provincia del Guayas, en Naranjal, Balao, Tenguel; en la provincia de El Oro, en Machala y Santa Rosa.
Entre 1880 y 1890, el Ecuador fue el mayor exportador mundial de cacao, lugar que, hacia fines del siglo, comenzó a perderlo a favor de Ghana,. El cacao, como principal generador de divisas, permitió la creación, a comienzos del siglo XX, de los primeros bancos del país y fue también el soporte político y económico de grupos burgueses gobernantes del Litoral. La producción de las haciendas de cacao se hacía contratando mano de obra barata y explotada, con peones provenientes de la costa y de la sierra.
Hacia 1918 aparecen y se expanden en la zona cacaotera ecuatoriana las enfermedades destructoras del cultivo, “Escoba de Bruja” y la “Monilla”; la producción baja de  40.000 TM a 15.000 (1930). La falta de transporte y de mercados internacionales durante la Primera Guerra Mundial y la depresión económica de los 20 completaron la caída.
Pero, desde fines de los 30 y 40, pequeños y medianos propietarios comenzaron  a renovar y sembrar nuevas huertas de cacao, utilizando semillas de los árboles que habían tolerado las enfermedades con la variedad denominada híbrido nacional x venezolano. La producción llega hasta 33.000 TM en 1960. En esta década se produce un nuevo incremento de áreas de siembra en base a repartición de tierras baldías y de haciendas improductivas por la Reforma Agraria, lo cual en los años sucesivos produce niveles de producción crecientes, hasta estabilizarse al final de la década de los 80 con producciones que fluctúan alrededor de las 80.000 TM anuales, en un área aproximada de 360.000 has.  Pero no se trata ya de inmensas plantaciones exclusivas de cacao.
En lo que se refiere al volumen de producción, la participación las exportaciones del Ecuador es de  solamente el 3% al 4% de la producción mundial. Sin embargo, la importancia del “cacao fino de aroma” no se mide con ese porcentaje. El país produce el 70% del cacao mundial fino de aroma. El cacao fino de aroma y el chocolate que se produce con él, en realidad están en el punto más alto en el mercado en cuanto a su calidad.

Lo podemos estimar con la pauta que el cacao ecuatoriano marca en las bolsas internacionales donde  se vende, por ejemplo, en base a un diferencial sobre el precio internacional de la bolsa de cacao de Nueva York. Este diferencial fluctúa de acuerdo a la oferta y la demanda del cacao ecuatoriano. Como promedio en los últimos años para el tipo ASSS (Arriba Superior Summer Plantación Selecta) es de 180/200 dólares por encima del precio internacional y para el cacao ASS (Arriba Superior Summer Selecto) 80/120 dólares, mientras que para el cacao tipo ASE  (Arriba Superior Época) 20/30 dólares, bajo el precio de la bolsa ( información de FEDEXPOR, 2003). 

Ecuador exporta cacao en grano, licor de cacao (pasta), manteca de cacao, polvo de cacao y elaborados.

Pero la actual crisis de los alimentos y la caída de sus precios, está cambiando, sin duda, todos estos parámetros.

Recomienda este articulo...